archivo

Archivos Mensuales: septiembre 2011

 
Éstos fríjoles podrían encajar perfectamente en mi lista de recetas de alacena. Se arma en menos de  lo que canta un gallo, con un puñado de ingredientes que un cocinero astuto siempre debe tener bajo la manga. Es una de esas recetas agradecidas, que sobreestiman nuestras dotes culinarias ante los ojos de los invitados.
Anuncios